“Cualquier moto con un caño de escape que no es reglamentario, es pasible de ser secuestrada.” – puntualizó Franchetto.

Norberto Franchetto del Área de tránsito de la municipalidad de Marcos Juárez dialogó con Lautaro Volpi en “De Diez” y detalló que cualquier moto que no tenga los elementos de seguridad (espejos o luces reglamentarias), la chapa patente como corresponde o con un caño de escape que no es reglamentario, es pasible de ser secuestrada aunque este estacionada en la calle.
“La patente es una identificación el no tenerla constituye un delito. Cuando son detectadas en la vía pública son secuestradas.” – destacó.
“Cuando se hacen los secuestros y se redacta la infracción se determina el escape sujeto a medición hay un decibelímetro y si no está en los decibeles permitidos se hace el decomiso.” – agregó.

Detalles en el audio.